Los Jazz no fallan en Minnesota

imagesUtah venció en Minnesota ayer, jugando un partido por momentos serio, y se pudo ver desde el principio. Estuvieron atentos en defensa, consiguieron rebotear y encontrar buenos lanzamientos de campo, lo que les permitió un parcial de 14-0 en los primeros minutos. Ahí empezó a verse que habían aprendido la lección del anterior partido ante el mismo equipo. Pero por momentos bajaron esa intensidad y los Wolves conseguían parciales para acercarse a los Jazz en el marcador.

Eso sí, cada vez que se ponían a tiro, Utah volvía a conseguir un parcial favorable para poner tierra de por medio, de esta forma terminaba el cuarto con una ligera ventaja de 8 puntos. Pero en la rotación el equipo volvió a sufrir, de los suplentes el más destacado fue Favors, lo que le obligó a Corbin a dar menos descanso a los titulares. Además del buen partido en la primera parte de Mo Williams, seleccionando buenos tiros y jugando para el equipo asistiendo a sus compañeros.

En el tercer cuarto, los Jazz seguían dominando el tempo del partido ampliando ventajas pero siempre hubo algún momento de relajación, lo que permitió esperanzas a los Wolves para dar la vuelta al partido. Pero cuando todo se ponía más difícil siempre encadenábamos buenas jugadas para alargar las distancias.

Un encuentro que se decidió a mediados del último cuarto, cuando los Jazz rompieron definitivamente el partido al irse de más de 15 puntos, esta vez los de Salt Lake estuvieron acertados, gran Bil Al en la pintura con sus 22 puntos, ayudado desde el exterior con la aportación ofensiva de Foye y Williams o la ayuda de Hayward cogiendo 6 rebotes en defensa para ayudar a los pivots.

La clave para ganar fue la defensa, ya que conseguimos 11 robos de balón, lo que permitió al equipo canastas en transición o sin oposición del rival para puntear, ya que conseguimos mejores porcentajes en tiros de triples y de dos o el dominio de Big Al en la pintura que en estos dos últimos encuentros ha promediado contra su ex-equipo 31 puntos por partido. Trabajo hecho pero el miércoles llegará la traca final.

Ahora hay un día para preparar el gran partido contra Memphis. Mañana tenemos la obligación de ganar y esperar una derrota de Lakers, que recibirá a un equipo obligado a vencer para evitar en el primer cruce de playoffs a los Oklahoma City Thunder.

 

Las dos últimas balas de Utah Jazz

20120222_ter_ah7_073.0_standard_352.0El equipo de Salt Lake se juega los playoffs y mucho más, su propio proyecto futuro. Ty Corbin tiene que demostrar en lo poco que queda de la temporada regular que es el entrenador adecuado para estos Utah Jazz que deberán liderar Gordon Hayward, Derrick Favors y Enes Kanter. Dos encuentros es el margen que tiene el “mister” de los Jazz para mostrar sus credenciales, imponiéndose a la adversidad de esperar a un error de Lakers contra Houston.

Por su parte, el equipo debe recuperarse de su adversidad, no podemos jugar a la ruleta rusa en más encuentros. En el anterior partido ganamos porque estuvimos más finos de cara a canasta y con un gran Big Al con 40 puntos, pero no vale con buenos porcentajes, también hay que defender para no llegar al final del partido con todo por jugarse. Hoy habrá que insistir en este apartado, no puede ser que tengamos tanto errores defensivos, sino nos podríamos llevar una mala noticia y regalar la octava plaza oficialmente a los angelinos.

Un partido que se decidirá en el que tenga mejor balance de anotación interior/exterior, la defensa y la intensidad. Ahí estarán las claves del encuentro de hoy en  el Target Center. Quien mejor sepa manejarse y controle estos aspectos ganará, ya que Utah depende mucho de los rebotes y las perdidas de balón para ganar sus encuentros.

Un encuentro complicado, porque en 48 minutos nos jugamos toda la temporada, todo este tramo final en el que hemos conseguido un gran balance de victorias/derrotas, tras el mal inicio tras terminar el Fin de Semana de las Estrellas. ahora es cuando hay que dar lo último de lo último, hay que morir con las botas puestas. Como hacían los Jazz de Sloan, no importaba el rival, lo relevante era competir para estar junto a los mejores y que supieran que no eran unos “pardillos”.

Eso es lo que se está jugando también Ty en mi opinión, tiene que demostrar que es un líder fuera de la cancha, no importa que sea un “novato”, ni  tenga el respeto arbitral. Ahora es cuando tiene que liderar al equipo desde la sombra, con inteligencia para que los dueños de la franquicia, afición y otras personas vean en él una persona de confianza para llevar a los Jazz a competir contra los mejores en un futuro cercano.

Primera estación Minnesota, hoy es otro séptimo partido, y lo será Memphis si volvemos a ganar al equipo de Ricky Rubio. Porque ahí ya se decidirá todo pero dependiendo de lo que pase entre angelinosy y tejanos, ¿quién soportará más la presión: Utah o Los Ángeles?

Seguimos vivos en la lucha por los playoffs

5168d8a3b31f2.preview-620Los Jazz ganaron ayer a los Timberwolves en un partido reñido gracias al partidazo que realizó Al Jefferson con 40 puntos, 13 rebotes y 6 asistencias. De esta forma seguimos vivos por  la lucha de los playoffs con Lakers. En el último encuentro que jugamos en Salt Lake los ataques se impusieron a las defensas, ya que faltó intensidad para que “nuestros chicos” pudiesen puntear para molestar a los jugadores de Minnesota (19 puntos de Barea al descanso).

Un encuentro en el que parecía al principio que ellos se estuvieran jugando la octava posición, ya que el equipo empezó apático o confiado de que en algún momento del partido serían capaces de ganar el partido. Dejándonos remontar rentas de 7 puntos en el segundo cuarto por los malos balances defensivos o las ayudas a destiempo, pero se disimiló con los buenos porcentajes de tiro de campo.

En los últimos 24 minutos igual, durante el tercer cuarto fue un intercambio de canastas en el que salió ganador Utah, ya que ganó dicho cuarto y empezó el último cuarto con una renta de un punto. Pero en último y definitivo cuarto ganó el menos malo en defensa, los Jazz se hicieron más duros que los del Estado de Minniapolis para llevarse la victoria, y la primera diferencia importante a poco de concluir el partido fue 97-90, pero ocurrió lo inesperado.

Favors perdió los nervios tras intentar hacerse con un rebote ofensivo y le pitaron una falta fragante, ocasión que no desperdicio Minnesota porque además de los tiros libres, Ricky encestó un triple desde la esquina. Dejando esa ventaja cómoda en 2 puntos. Pero ahí aparecería el mejor Big Al, se hiczo dueño de la pintura con un gran repertorio desde media distancia, con gancho. Él nos guió hacia la victoria para seguir creyendo en los playoffs .

Una gran forma de despedir el curso en la temporada regular, ya que es el último partido que jugamos en Salt Lake durante la temporada regular, nos plantamos a un partido de Lakers teniendo que ganar a Minnesota en su casa y luego a Memphis Grizzlies. Además de esperar un pinchazo de los angelinos contra Houston o San Antonio.

Noche decisiva para los Jazz

imagesHoy nos jugamos muchísimo contra Minnesota, tenemos que salir convencidos en el último partido que jugamos como locales en el Energy Solutions Arena y hay que “despedirse” del aficionado a lo grande. Además, los Lakers tampoco tienen partidos fáciles ya que se enfrentará a tres equipos con mejor récord que ellos y hay que estar ahí por si pierden para alcanzar la octava posición en el Oeste.

Un partido en el que habrá que jugar como ante Golden State, serios  en defensa, controlar las perdidas de balón, balance entre aportación de los interiores y exteriores, buscar buenas opciones de tiros y defender fuerte para rebotear y conseguir canastas fáciles aprovechando la habilidad de nuestros exteriores. Esa es la clave, fácil de decir pero difícil de hacer, ahí recae la grandeza de este deporte llamado baloncesto.

Hoy los bases tendrán un papel principal, necesitamos toda su sabiduría para que el equipo juegue con las ideas claras y hagan mejores a sus compañeros. Ahí deben estar listos Mo Williams y Tinsley, ya que tienen ventaja sobre los bases de Minnesota porque son más experimentados, han jugado más partidos y esa faceta la tienen que aprovechar al máximo. Un partido que lo tiene todo, hasta morbo, Andrei Kirilenko vuelve a la que fue su casa durante muchos años.

Un encuentro en el que la emoción está garantizada, ya que coinciden los partidos de los Jazz y Lakers, pudiendo pasar de todo de aquí a final de la temporada regular. Y también un reto para Corbin, lleva dos años y medio en el banquillo de Salt Lake pero la sombra de Sloan es muy alargada, debe dar argumentos a la afición y todo lo que rodea a la franquicia para labrarse su futuro como un entrandor valido para los Utah Jazz. Ahí es nada.

 

 

 

Partido bajo presión

imagesMañana los Utah Jazz nos jugamos el primer jaque mate de temporada contra Timberwolves en el Energy Solutions Arena, estamos obligados a ganar tras la victoria de Lakers en en el Rose Garden de Portland. Es el momento de que Corbin y sus jugadores demuestren el valor añadido que han aprendido en estas dos temporadas y media desde que Jerry Sloan dimitió como entrenador.

Un reto de palabras mayores, y que Mo Williams mandó el primer órdago nada más terminar el partido contra Oklahoma: “nosotros no nos damos por vencido, seguiremos luchando para entrar a los playoffs”. Ahora el equipo necesita un líder y que mejor que un base, tenemos dos veteranos como él y Tinsley que pueden ser muy eficaces para las pretensiones de nuestro equipo. Necesitamos recuperar el espíritu ganador y competitivo del día de Golden State y mañana es uno de esos grandes partidos, en 48 minutos sólo nos vale la victoria.

Gran momento para que se reivindique Millsap que estuvo mal en tiros de campo en el último partido, ya que el equipo sabe que es una de sus referencias ofensivas en ataque. Y ante un rival que aunque no se juegue nada va venir a ganar, con un equipo joven y talentoso donde Ricky Rubio y Pekovic están teniendo un gran protagonismo.

Un partido que se definirá en quién defienda mejor, además, al equipo del Estado de Minniapolis le gusta correr, tendremos que tener mucho cuidado con las perdidas de balón, y que los bases escondan bien el esférico porque Rubio tiene unas manos rapidísimas en defensa y provoca perdidas de balón.

También deberíamos insistir en nuestro juego interior, ahí tenemos ventaja con nuestro adversario, hay que hacerse fuerte en la pintura para provocar faltas y conseguir puntos cerca de canasta. Pero todo eso tiene que venir precedido de la convicción. Sin mentalidad y más en el deporte de élite no se va a ningún lado. Mañana tenemos la primera oportunidad porque tanto a nosotros como Lakers nos queda un calendario complicado y el más regular se quedará con la octava posición, ahí es nada el reto que tenemos para dar razones de optimismo a la afición.